BUAPSlider

Inauguran exposición sobre historia de Ciudad Universitaria BUAP

La construcción de Ciudad Universitaria (CU) de la BUAP marcó un hito en el desarrollo urbano de la ciudad de Puebla. Hoy es un espacio moderno y funcional, dotado de infraestructura y equipamiento adecuados para la educación del siglo XXI: modernos laboratorios, aulas digitales, servicios eficientes, áreas verdes y de esparcimiento, entre otros espacios, afirmó el Rector Alfonso Esparza Ortiz, al inaugurar la exposición “50 años de Ciudad Universitaria”.

Durante medio siglo, este campus central ha evolucionado para responder a las nuevas exigencias de la sociedad del conocimiento y hoy es un sello distintivo de la Máxima Casa de Estudios en Puebla, aseguró el Rector al dar cuenta de sus 270 inmuebles que representan más de 284 mil metros cuadrados, casi la mitad del patrimonio edificado de la Institución.

En el Centro de Convenciones de CU, sede de la exposición, Esparza Ortiz recordó que las primeras construcciones fueron las escuelas de Ingeniería, Ingeniería Química, Ciencias Químicas, Administración, Arquitectura y Derecho y Ciencias Sociales, además de instalaciones deportivas. Un total de 45 mil 155 metros cuadrados.

Su mayor crecimiento ocurrió en la última década para atender las necesidades académicas, culturales, administrativas y de servicios. Para 2005, detalló, ya se habían construido 71 nuevos edificios, entre estos el Instituto de Ciencias, el Jardín Botánico con sus invernaderos y los centros de Química y de Investigaciones en Ciencias Microbiológicas.

Acompañado de José Carlos Bernal Suárez, vicerrector de Extensión y Difusión de la Cultura, Roberto Jenkins De Landa, Sofía De Landa de Jenkins y familiares, de la Fundación Mary Street Jenkins, así como funcionarios y directores de unidades académicas, el Rector Alfonso Esparza subrayó que para ampliar espacios y congregar a más estudiantes su gestión impulsó un programa de redensificación.

De esta manera, el Rector de la BUAP mostró la visión que se tuvo hace medio siglo para ampliar espacios y congregar a más estudiantes, cuando en ese entonces se atendía a 5 mil 500 alumnos.

En este acto protocolario el Rector Esparza entregó un reconocimiento a la Fundación Mary Street Jenkins, asociación que hace cinco décadas otorgó recursos para el pago de expropiación de los terrenos donde hoy se asienta este campus y para financiar la construcción del proyecto.

Por su parte, Roberto Jenkins De Landa dio cuenta del apoyo de la Fundación Mary Street Jenkins para el inicio de este proyecto y su crecimiento en años posteriores. Aseguró que esta fundación continuará apoyando a la Institución, con el firme propósito de impulsar la educación en la entidad poblana.

Las primeras fotografías del campus de CU y de edificios emblemáticos, como La Monja, así como la colocación de la primera piedra del Polideportivo Ignacio Manuel Altamirano, ahora Arena BUAP; estudios de tipificación, planos de mecánica de suelos y de instalación eléctrica, e imágenes alusivas a la vida universitaria de aquella época, son testigo del sueño del crecimiento educativo en la entidad poblana, expresó.

Tags
Mostrar más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
shares
Cerrado