Política

Trabajará SADER para todos los productores, con prioridad en los más vulnerables: Víctor Villalobos

En la nueva Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER) habrá una reingeniería de fondo para convertirse en una institución austera, compacta y de transformación, en la que se brindará servicio a todos los productores del sector rural del país, prioritariamente a los pequeños, y no se tolerará ningún acto de corrupción por parte de los servidores públicos.
Así lo aseguró el titular de la dependencia, Víctor Manuel Villalobos Arámbula, durante un mensaje que ofreció a los trabajadores de la Secretaría, en el que señaló que México requiere un sector agropecuario y pesquero incluyente, sustentable y equitativo, con políticas diferenciadas para pequeños, medianos y grandes productores, y que garantice la seguridad alimentaria nacional, produciendo más y mejor.
En su discurso llamó al personal de base, de confianza y directivo a conducirse con ética, y profesionalismo, siempre al servicio de los productores.
Mencionó que en la nueva estructura de la institución se eliminarán burocracias, ineficiencias, duplicidades y el uso político-clientelar de recursos.
“No venimos por honores ni beneficios personales, lo que queremos es servir a los ciudadanos, a una sociedad en la que los derechos de la mayoría estén por encima de los privilegios de unos cuantos”, puntualizó.
Abundó que “en esta Secretaría y en sus organismos sectorizados atenderemos a todos los productores, pero tendremos especial atención con aquellos que durante décadas han sufrido el abandono del Estado”.
Nos proponemos rescatar al campo de la situación en la que se encuentra, para transformarlo en fuente de desarrollo y bienestar para los habitantes del sector rural, apuntó.
Acompañado por integrantes del equipo directivo de la Secretaría, expresó que la estructura institucional que se ha diseñado está alineada para ejercer las funciones con eficacia y eficiencia.
Villalobos Arámbula resaltó que para la administración federal es fundamental garantizar el derecho humano a la alimentación, lo que es una responsabilidad ética de la sociedad y una obligación para el Estado.
Desde la SADER se crearán las condiciones para que no falten los alimentos a los mexicanos, por esa razón –dijo- tendremos que recuperar la autosuficiencia de los productos básicos, porque no se puede depender de los mercados externos para garantizar nuestra seguridad alimentaria.
Convocó a trabajar para incrementar progresivamente la productividad y, con ello, reducir la dependencia del país en las importaciones.
A los trabajadores de la SADER los llamó a sumarse en este proyecto y a ser artífices de la transformación, porque “contamos con la oportunidad y la responsabilidad histórica para lograrlo”. Garantizó a los trabajadores el respeto a sus derechos y su bienestar en el proceso gradual de cambio de sede de la dependencia.

Tags
Mostrar más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares
Cerrado